Una aldea africana

Una aldea africana

Era una de las orillas del Lago Victoria, en Tanzania y en un otoño caluroso en el que desembarque de una barca de madera y vivos colores en una aldea – podríamos decir, para ser más exactos, un grupo de chozas…- sin nombre y sin mucha gente.
Pero vida la había: barcas de pescadores que descargaban las capturas para el consumo local y los mercados cercanos. Mujeres llevando agua, leña, el ganado. Y niños, siempre muchos niños, que te siguen, te observan e, incluso, lloran ante la presencia del “blanco” que pocas veces han visto.
En una aldea remota africana, siempre acabas sintiendote el “coco” ante el que se aterrorizan los más pequeños…
En la foto, dos de ellos, lavaban los utensilios de cocina tranquilamente.
¿El colegio….?
Sin comentarios…

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s